Seguidores

sábado, 3 de noviembre de 2012

SORAYA




                                                       CASOS


                                                     SORAYA




Cuando Soraya los vio llegar, un temblor se apoderó de su cuerpo. "Dios mío, que se vayan pronto", pensó…Echó una mirada rápida al interior de la vivienda y de nuevo, observó, al grupo de gente reducido que llegaban a su casa a verla.

Esa gente era conocida para ella, tenía muchos buenos recuerdos de cuando convivió fugazmente con ellos. Ahora casi los tenía en frente y no sabía qué hacer.
-Hola Soraya, ¿cómo estás?
Soraya les hizo señas con la mano. “Bien”. Intentó decirles .
-Hemos venido a verte, ¿no te importa , no?
Soraya, los miró con lo que parecía ser una sonrisa, y se encogió de hombros tímidamente.
-Te echamos de menos en la asociación.
Soraya miró de hito en hito al chico que acompañaba a la presidenta de la asociación de sordomudos.
-Soraya, este muchacho es un cámara y nos está acompañando porque está haciendo un reportaje sobre la asociación de sordomudos de Ponferrada, le hemos hablado de ti.

Soraya, era gitana, vivía con su padre, tenía treinta y seis  años y tenía un hermano policía que vivía en la capital.
Su padre la sacó de la asociación sólo cuando tenía dieciocho años porque no quería que tuviese amigos masculinos .Desde entonces, vivía recluida. Se le había olvidado la lengua de signos, aunque la presidenta le estaba haciendo recordar algunos, durante lo que duró la visita. Que duró poco.
Su padre, su tirano, apareció, pero suavizó sus modos al ver a la televisión allí. La presidenta intentó convencerlo para que la dejara acudir de nuevo a la asociación, pero todo fue en vano.
Con prudencia, Soraya contó su vida, la cual no voy a describir aquí, porque no hace falta ser demasiado listo para intuirla.

Después de un rato, la presidenta, a espaldas del padre, instó a Soraya para que le diera el número de teléfono de su hermano, para convencerlo a él de que se encargara de acompañarla a la asociación de sordomudos. “Tal vez, con él si pueda ir”, le dijo entre señas la muchacha a la presidenta.

Todo quedó ahí, tuvieron que recoger el equipo y despedirse de Soraya antes de que el padre acudiese de nuevo a ellos para hacer que se fuesen.

Intenté buscar éste documental emitido por la 2 en internet, pero no he logrado dar con él. Un documental impactante, que muestra una realidad increíble, que se nos antoja lejana, como de otro tiempo...
Sólo espero que la vida sonría a esta muchacha gitana , reprimida por su padre, y que pueda salir del atolladero en el que se encuentra.

Es verdad que nos vemos muchas veces atrapados en encrucijadas que nosotros mismos nos buscamos…pero también es verdad, que al menos nosotros, hemos tenido esa OPCIÓN. Nos olvidamos, que otras personas, como esta chica sordomuda, viven una vida impuesta y reprimida, y que personas como ella, sí que son las que de verdad necesitan ayuda para salir de ese atolladero.

Va por ella.

sábado, 1 de septiembre de 2012

"¿Te lo digo....o no te lo digo???"


 

                                              COSAS

   

    

 

   

"Jaime, estaba emocionado. El avión estaba a punto de aterrizar y a partir de ahora serían siete días de relajación, en un paraíso de ensueño junto con su chica, con la que se acababa de casar y con la que esperaba compartir el resto de su vida...Pero había algo que no lo dejaba dormir desde hacía mucho tiempo. Y mientras contemplaba el exótico paisaje que rodeaba el aeropuerto a través de la ventanilla, tambien echaba alguna mirada furtiva a su esposa. 

  

 Érika, se veía impaciente, nerviosa, y por supuesto, "ajena" a todo. Jaime se mordió el labio. Y entonces lo decidió. No era un chico impulsivo, pero el corazón le decía que tenía que hacerlo, y mientras antes mejor, porque la amaba y profundamente además. Las dudas no lo dejaban vivir desde hacía tiempo, pero se había dado cuenta,  de que ella era lo mejor que le había pasado. Porque además de guapa y encantadora, Érika, era comprensiva, dulce y paciente. Iban a comenzar una vida en común, aunque habían convivido un par de años, pero ahora era diferente, empezarían en serio, harían planes a largo plazo, y tendrían hijos, por fin. Así que se convenció a si mismo de que ella, superinteligente como ninguna otra mujer, le daría el valor, TODO el valor, a la confesión que él le iba a hacer y despues, a empezar de cero. Ella, que ya le conocía, valoraría su honestidad y su sinceridad. El avión ya estaba aterrizando. Y el corazón se le salía del pecho.

 

- Érika...cariño..

-¿Si?

-Tengo que decírte algo que es muy importante.

Érika, dejó de mirar por la ventanilla, prestándole toda la atención.

-Dime...

- Yo...- Suspiró profundamente...-Te he sido infiel. Lo siento...no podía ocultártelo...Te amo. Tanto, que era incapaz de callártelo por más tiempo...Soy un gilipollas, un hijo de... lo que tu ya sabes....un imbécil...porque hay que ser imbécil para hacerle algo así a alguien como tú. Podía haber callado, pero los remordimientos me hubiesen comido vivo...y tú no te merecías eso...vamos a empezar una vida en común llena de esperanza y proyectos y te mereces todo mi respeto y mi sinceridad...te amo cariño...-las lágrimas afloraron en sus ojos- y estoy muy arrepentido...Lo siento de verdad..

 

Agachó la cabeza, mientras se hacía un silencio entre ellos, un silencio roto, por los motores del avión que se iban apagando, mientras los pasajeros se levantaban y recogían sus pertenencias para bajarse. Después de unos minutos, levantó la cabeza y miró a Érika. La muchacha, lo miraba con los ojos muy abiertos, parecía una estatua. Al cabo de un momento, una leve sonrisa apareció tímidamente en su rostro.

-No te preocupes mi amor.-Dijo en voz queda.Todo se solucionará.

-¿ De veras??-Dijo él con una lágrima todavía pegada en uno de sus ojos.

- Claro.-Contestó Érika.

Y realmente todo se solucionó. Aunque no como esperaba Jaime.

 

A Érika le faltó tiempo, para esperar sus maletas, buscar otro billete y salir en el siguiente avión destino a España con la firme intención de pedir el divorcio."


Fin de la relación. Y tambien del relato.... Para terminar, os propongo un pequeño dilema....¿Hasta qué punto una persona debe ser sincera? Tanto que se valora la sinceridad y la honestidad, casos como éste imaginario, ocurren en la vida real y con más frecuencia de lo que uno se imagina. ¿Así son premiadas estas virtudes?  Claro, que hay cosas que se pueden perdonar y otras,  no tanto, eso, se supone que depende de la persona...¿Hasta dónde llegaríais cada uno de vosotros? ¿Os dejaría vivir la conciencia en caso de mentir a quien más os importe?.......

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

martes, 14 de agosto de 2012

No, no digas que fué un sueño...por dios......

           

                                                     CASOS

                                                      TERENCI.


          
   Es complicado hablar de alguien como él,entre otras cosas, porque no voy a descubrir nada nuevo,ya se ha dicho todo de éste escritor y sobre su vida controvertida, así , que sólo voy a describir la imagen que tenía de él mediante mis recuerdos y sus libros, que poseo como un tesoro...

   Terenci Moix fué un personaje mediático, estrambótico y hasta pintoresco a veces. Recuerdo, haberlo visto apareciendo en la "subasta" del concurso Un Dos Tres, ofreciendo un regalo con tarjetita a los concursantes. Massiel-Cleopatra le cantaba eso de "Yo tuve tres maridos..." mientras Terenci, bailaba a su lado disfrazado de Marco Antonio...No, ser un escritor de talento inmenso y además pertenecer al mundo de la farándula, tampoco iba a ser patrimonio exclusivo de Boris,¿verdad?, antes, estuvo él.


   Como persona, fué coherente, valiente, apasionado, muy muy presumido, y por desgracia, un fumador terrible.De esa estúpida manera se fué, por culpa de un enfisema pulmonar.Me viene a la memoria en este momento, cómo la escritora Maruja Torres,íntima amiga suya,desde un programa de televisión donde la estaban entrevistando en directo, le pedía con desesperación y llorando,que dejara de fumar.Pero ya era tarde.El estaba ya decidido.O no.


  
Yo era "amante" de él por partida doble, no sólo me leía sus libros, tambien me leía todos sus artículos sobre las biografías de actores de los años treinta, cuarenta y cincuenta que publicaba en la revista dominical del ABC, la serie de biografías creo que se llamaba "Mis inmortales del cine" o algo así.La capacidad,con la que Terenci en sólo una página resumía de forma  aberrantemente fascinante la vida de la rubia y explosiva Jean Harlow, o de la bellísima y sarcástica Carole Lombard (actrices de las que no tenía ni repajolera idea de que hubiesen existido)...me tenía atrapada, y cada domingo, esperaba con ansiedad una nueva entrega..

  
En mi época del pavo, Terenci me hizo soñar entonces con un libro. Pero fué algo raro.A la inversa.Porque empecé con la segunda parte del mismo, el cual compré en la librería Rejano, que por aquel entonces estaba en el Pasaje del Romeral.Yo pasaba y me paré en seco al ver la portada del mismo.En la portada, aparecía una puja de esclavos, se subastaba una joven que estaba desnuda, mientras alrededor los posibles clientes se afanaban en conseguirla, el libro, se llamaba EL SUEÑO DE ALEJANDRÍA, y en él, se contaba de qué manera, habían seguido con su vida los supervivientes de la gran tragedia.Un tochaco que me costó leer, y aunque es muy bueno, creo, que no estuvo del todo a la altura del lirismo y el exotismo de su antecesor.     


   Curiosamente, no encontré el libro culpable de que le dieran a Terenci el premio Planeta por ningún sitio, hasta que descubrí que una vecina mía lo tenía...

      
            NO DIGAS QUE FUÉ UN SUEÑO                        




     Es un libro que habla de todo lo que los seres humanos podemos ser. Habla de cosas que nunca se pierden o cambian con el paso del tiempo y de los siglos,porque habla de poder, de deseo, de amor verdadero, de maternidad, de crueldad disfrazada de civismo, de la virtud de la prudencia y como no, de la persecución de los sueños y de hacer lo imposible por conseguirlos...Cosas, que son como he dicho antes, atemporales e inmortales, porque siempre existirán mientras nosotros existamos.Los personajes, nos aparecen muy diferentes a cómo se nos enseñó en el colegio, y curiosamente, cada uno de ellos está absolutamente definido por cada uno de los defectos y virtudes que he descrito en éste párrafo...No es novela histórica no.Aquí me atrevería a decir, que la recreación de escenas, personas y paisajes que Terenci nos muestra, casi se ensombrece por el calado humano que da a los personajes, que no voy a decir quienes son, porque eso, casi sobra.

   En fin...el vacío literario que Terenci Moix dejó, no se volvió a llenar nunca, aunque, nos dejó una bonita manera de soñar a través de sus libros,y de sus historias llenas de sensualidad, sexualidad  y exotismo...

  
  Prefiero pensar que sí, que fué un sueño...pero de los que nunca se acaban...
  





       
    



      

      




viernes, 10 de agosto de 2012

Una letra épica.

                          


                                                     COSAS

           

      Todavía ocurre, aún surgen casos de artistas que cuentan cosas con fundamento.Tengo que admitirlo, soy rarita porque me gusta la música rarita.(Maldita sea, ¿no tiene Blogger emoticonos de esos? , es que quiero poner un guiño) jeje... 

      Bueno, lo que me pasa, es que como soy puñeteramente curiosa, me paro a buscar las letras de las canciones, a ver cómo se lo curran los autores, evidentemente, el reguetón y Carlos Baute están excluidos...(de éste último, todavía no estoy repuesta)....


     Hay canciones con letras desgarradoras, letras cabronas, letras divertidas, letras románticas..(agghh)...letras de denuncia, y por último, letras épicas.Para mi, algo épico es eso ante lo cuál te quedas con los ojos muy abiertos y con un PEDAZO de pellizco en el estómago que te impide derramar ese potente caudal que tiene una en los ojos,eso, para mí, es SENSIBILIDAD, que no confundir con la SENSIBLERÍA,( o sea, el acto reflejo de llorar y moquear, llorar y moquear...así hasta el infinito y más allá),que siento, por ejemplo cuando SCAR empuja por millonésima vez a su hermano, EL REY LEÓN por el precipicio, (mira, se me ha quedao el nombre del león malo, del otro no me acuerdo, no sé porqué).


     Estas letras te muestran una  tremenda realidad, estrellándotela en la cara cuál hostia fina.Mi pregunta es...¿puede una canción de baile de discoteca ser épica?..Si, si, alucinad tanto como aluciné yo. ¿Puede una menear el culo, y a la vez, pensar en la profundidad de lo que el cantante está cantando..?Pues...es POSIBLE.


     A veces, lo sublime se mezcla con lo cotidiano.Si, suena pedante, pero no se me ocurre otra forma de describirlo.


    FAITHLESS, son un dúo de música electrónica inglés.Son djs, y son aclamados en las mejores pistas del mundo...Su éxito, se basa en crear melodías pegadizas para que todo el mundo se desmelene bailando...pero a la vez, aprovechan el tiempo de cada una de sus canciones para álgo más...y ese algo...lo muestro aquí ahora mísmo.


     Es una letra con dos partes bien diferenciadas, que me encantaría explicar, pero entonces, estropearía la sorpresa que hay en ella, que puede gustar, o no, pero no por ser mala, no, si no por otros motivos bien diferentes.Please, imprescindible ver el vídeo.IMPRESCINDIBLE.                                          

 IN THE END.

PARTE 1;

Mi niño ha nacido en una cama con sábanas blancas,máquinas y calor,
ha viajado a casa en coche, a un nido de 3 habitaciones,
come y duerme,se arrastra por un piso laminado, con TV,
habla, empieza a caminar entre el amor y la seguridad.
Va a la escuela,aprende a leer y escribir.Seguirá a un equipo con sus
amigos,montará en tren,se enamorará, volará en avión...Trabajará y
gastará lo que gana en la calle.
Tendrá: Médicos,enfermeras,bomberos,iglesias,jardínes de infancia,
campanas de boda y coches fúnebre color negro azabache,
pasaporte, tarjeta bancaria, tal vez su propio patio,
cerraduras y  alarmas, baratijas y encanto,
tal vez un bebé en sus brazos.....

PARTE 2;

Mi bebé nació sobre unas rodillas, es un hijo de la pobreza,
entró en el mundo con tos, rodeado de la enfermedad de la madre,
vive sobre una superficie plana, sin gas ni dinero en efectivo,
es golpeado en un edredón lleno de cenizas de cigarrillo,
mamá no consigue dormir, el bebé no tiene nunca suficiente de comer,va a la escuela, aprende a luchar y a robar,
formará una banda con sus amigos con los que irá a los trenes de
vapor,
caerá en el amor y no confiará más en nadie,
trabajará toda la semana de pie en la calle principal, para Joe,
golpeando y disparando, golpeando y disparando..


     
  

     Bueno...creo que sobran otras palabras que no sean las de ésta canción que da mucho, pero mucho que pensar.Os la dedico.                                                                                                                                                               




domingo, 5 de agosto de 2012

EL RESPETO.

                                    

                                                     COSAS

     
        
         EL RESPETO. Una cosa que AUNQUE PAREZCA QUE NO, sí nos gustaría que todo el mundo nos tuviese.Pero, preferimos disfrazar esas ganas con pasotismo e indiferencia..."¿y a mí qué me importa  lo que ése o ésa piense de mí?.
Jejeje,si pudiera crecernos la nariz...

        Ser capaz de tener una mente abierta, es lo suyo y lo más fácil,pero ahí viene el dilema después...

      Tengo el pequeño problema de no ser transigente con quién no lo es conmigo...Y lo sufro. Entonces piensas..."bien,si yo pienso ésto, y tu,a quién yo
 he escuchado respetuosa, me lo tachas después...malo.Muy malo".

      Si, pedimos respeto, pero después, NO respetamos.Queremos que nos escuchen, pero después, NO escuchamos.¿Entonces...? 

      El tener, una opinión muy clara sobre el aborto,el ser una persona más ética que  religiosa, o en política , ser apolítica pero tendente más a lo social,bueno, me ha granjeado, no enemistades, pero sí pérdidas de amigos. Me dicen, serios..."no, no, ..ahí discrepo contigo..." y me ponen caras y entonces, es cuando ya no entiendo nada.


     Con el tiempo, todo se vuelve claro en la cabeza,casi cristalino.Es ÉSTO
 lo que pienso sobre el tema,y si te parece mal...bye bye.Como la pescadilla que se muerde la cola...aprendes que no sólo tú debes respetar,porque para respetar, primero,es fundamental..QUE TE RESPETEN.


   Después de la decepción que sufres con alguien intransigente, cuando te muestran ese rechazo, es cuando  más que nunca, tienes que reforzar las posiciones...de afirmar todavía más tus creencias en vez de creer que estás equivocado y resulta, que como ésta vida es un tobogán que sube y baja...la gente que admira a la gente que tiene a su vez las ideas muy claras,viene a tí,a mostrarte su respeto....Aaaayyy Dios.....un tobogán, sí señor.

    


    

     Osea...que el primer párrafo de ésta entrada...al final...no es válido,aunque lo parezca..jeje ;) lo dicho, como la vida misma.
   
     

miércoles, 1 de agosto de 2012

Una chica alegre.

                                    

                                                 
                                                     COSAS

         A Ani di Franco, la descubrí en la emisora de radio Canal Sur Uno.Eso sería aproximadamente por el año 1993. Entonces, esa emisora, emitía música de calidad, eso si, destinada a todos los públicos, pero por lo menos, tenían una especie de filtro, gracias al cuál, estilos musicales que no se oían por aquel entonces en las cadenas de radio, allí, tenían su hueco.

         La cosa ha cambiado considerablemente desde entonces....a partir del año 2000, Canal Sur hizo una especie de remodelación de su contenido pasando a convertirse en eso  que hoy es llamado Canal Sur Fiesta...todo, música para regetoneros, rumberos, flamenquitos y ya. Que no digo que ésta musiquita, no esté bien para pasar un ratito, pero el resultado es deprorable, cuando la misma musiquita te la meten con un martillo y un cincel las 24 horas que dura la emisión.En fin, ha ganado no se cuantos centenares de miles de oyentes, pero ha perdido todo el encanto, la ilusión y el compromiso que tenían antes con la buena música.La que se escribía con letra mayúscula.

        Y aquí comienza realmente mi historia con una canción.

        La ponían como colchoncito sonoro en un programa de las tres de la tarde.No recuerdo por desgracia el nombre del programa, pero iba de pensamientos, sentimientos, pequeños relatos y entremedias, canciones increíbles.

      La canción se llamaba UNA CHICA ALEGRE.Y la cantaba una tal Ani di Franco.Dos años mayor que yo sólamente, Di Franco, es todo un símbolo feminista en Norteamérica, su país.Di Franco, canta a la libertad, a la lucha por buscarse uno su propia identidad, y tambien al amor, como no.Pero al amor libre, ya sea bisex, hetero u homo.Al amor en definitiva.

    Y aquí pongo la canción, que por supuesto traduzco para quién quiera leer esta impresionante letra que habla de dudas, aceptación de uno mismo, y sobre todo y ante todo, de no perder nunca la ALEGRÍA.Os aseguro que si cerráis los ojos y os dejáis llevar...descubriréis cómo cantan las sirenas.Ani es una de ellas.


                                 UNA CHICA ALEGRE.JOYFUL GIRL.

 Lo hago, por lo que la alegría me brinda,
porque soy una chica alegre,
porque el mundo no me debe nada,
y porque se lo debemos al mundo cada uno de nosotros.
Lo hago porque es, lo menos que puedo hacer,
lo hago porque lo aprendí de tí,
lo hago sólo porque quiero,
porque quiero,
Todo lo que hago es juzgado,
y son ellos los que estan equivocados,
pero, bueno...,
Porque la imagen del espejo del baño no se ha movido
y la mujer que vive en él puede contar la verdad sobre las
cosas que ellos dicen,
ella me mira a los ojos y me dice;
¿Preferirías el camino fácil? No, bueno, entonces...No llores.
Me pregunto porqué hago lo que hago, en vez de hacer lo que quiero hacer...esa duda llena mi cabeza,,,
Sé que no hay grandes remedios,
es que así marchan las cosas,
y cuando todo lo demás  parece confuso,
creo, al menos, que yo lo tengo claro.
Lo hago por lo que la alegría me brinda,
porque soy una chica alegre,
porque el mundo no me debe nada,
y porque se lo debemos al mundo cada uno de nosotros.
Lo hago, porque es lo menos que puedo hacer,
lo hago porque lo aprendí de tí,
lo hago, porque quiero,
porque quiero.



                        (Traducción aproximada)

                           
   
                              

lunes, 30 de julio de 2012

La temeridad....o eso que hacíamos cuando éramos críos...

                                    

                                                         CASOS

                                 LA TEMERIDAD.


                                          
  LA TEMERIDAD...o tener huevos y no cabeza para hacer algo.¿Cuándo fué la última vez que uno hizo algo así a lo loco sin pensar en la más mínima consecuencia?...Supongo que hay que llevarlo en los genes,o es algo que surge en la más tierna infancia, que luego, la "educación", y los complejos,se encargan de destruir o borrar de nuestro ánimo. Para conservar algo de ese inconsciente arrojo para impulsarnos a hacer algo, tendríamos de viajar en el tiempo a cuando éramos niños...y simplemente recordar....

   Eran los tiempos de la merienda, después de la tarea, o al revés, depende de lo remolón que fuese uno y después...la calle.Y las cosas que pasaban allí, sobre todo si tenías encima hermanos aventureros...

   Donde tuve mi segundo hogar, se podía seguir por la acera adelante y llegabas a unas escalinatas, éstas, al subirlas, daban a un inmenso pinar, que ahora es un bonito parque , el de Los Pinos, ahí se podía jugar de lujo, la maleza y los "gusanos venenosos", no eran el menor problema para nosotros, que siempre solíamos quedarnos por aquella entrada de las muchas que  tenía y tiene ese parque...

   Bueno, rebobino. Justo en aquella acera, había un solar derruído, que estaba abierto. Aquel día, me dirigía al pinar a jugar con mis hermanos, que ya estaban allí. Al pasar por el solar, me detuve en seco, y se me ocurrió una brillante idea. La de atajar camino, escalando por la pared destartalada del mismo.

   Allí estaba yo, subiendo por esa pared tosca y salvaje, agarrándome como podía a los huecos y salientes de eso que parecía un muro, arriba, podía escuchar a mis hermanos, con ellos me iba, o eso creía yo...

   De repente, pierdo pie un poco, me resbalo ligeramente. Yo, con mis once años, ya tenía algo de luces para saber lo que venía después, una soberana HOSTIA. Pero mientras pudiese, intentaría ....no pegármela.Me quedé inmóvil, e intenté agarrarme a unas plantitas que salían de una parte de aquella pared, "si consigo cogerme bien...no me caigo", pensé. Tenía sólo once años y todavía no sabía lo que era el peligro...

   Evidentemente...la plantita no pudo con mi peso y literalmente me comí la pared mientras resbalaba hacia abajo. Cuando llegué a mi casa, a mi madre se le subió la tensión y casi le da una lipotimia. Me hice polvo la cara, los hombros, no tenía piernas, ni brazos, parecía un Eccehomo, aunque tener las rodillas llenas de costras, para mí no era una novedad, mis cicatrices en una de ellas dan fe de ello.

   Nos mudamos de nuevo, y ante mí se formaron muchas más espectativas de aventuras, había un enorme lejío relativamente cerca de nuestra nueva casa, un tío mío tenía allí su vaqueriza, con sus vacas, y repartía leche. Ahora, el sitio es una gran urbanización....irreconocible.Pero en aquella época,  una extensión de terreno desolado, donde la gente echaba escombros, con unas enormes laderas, que si te asomabas veías...huertas, campos de regadío y finalmente, el río, aparecía ante mí...y las ganas de aventura, tambien.

   Era nuestro pasatiempo preferido, jugar a los exploradores y seguir escalando, ahora por esas laderas escarpadas. Al fondo,
  bajabas la mirada  y veías un charco negro y una vaca o un mulo ahogado, pero qué nos importaba a la camarilla...sólo queríamos vivir emociones fuertes y las conseguíamos, vaya que si. Recuerdo que miraba para abajo y le decía a mi hermano.."Jose...vamos a morir"., y mi hermano, me decía..."Tranquila, pega la espalda a la pared y camina despacio". Bueno, caminar despacio era, deslizar los pies muy despacio por un saliente, que si te escurrías...pues...hala, a hacer compañía a la vaca ahogada, eso era Temeridad, eso.              

   Tambien rozaban el peligro de muerte las batallas campales que teníamos con los niños de la ciudad, los cordobeses, cuando venían a visitarnos para jugar en el polideportivo un encuentro de fútbol-sala. En el barrio, muy cercano a las instalaciones deportivas, se corría la voz.

   - ¡Ya están aquí los cordobeses!
              
    Y entonces a ambos lados del muro, lluvias de piedras caían de un lado y del otro.Si, yo sé lo que es ver llover piedras, y tambien sé, lo que se siente cuando una de esas piedras te pegaba en todo el cabezón. Aunque peor suerte corrió nuestro amigo Dieguito. Una piedra le hizo una brecha enorme en la ceja.Recuerdo a mi hermano diciéndome que fuera corriendo por tiritas, que había que pararle la "hemorragia" como fuera...Y yo, llegué a mi casa, sisé a mi madre las tiritas recien compradas de la tienda y regresé con ellas, para hacer una cura de urgencia al Diego.Pobre. De nada sirvió. Su padre lo tuvo que llevar a Urgencias volando, para que le dieran media docena de puntos en la ceja. Como enfermera de guerra, yo, hice lo que pude, eso sí.         

   Ahora han cambiado los tiempos, todo, es diferente, los padres estamos más tranquilos, claro, les proporcionamos entretenimiento, y ellos no necesitan ya salir a buscarlo a la calle, tienen una infancia digitalizada, aséptica y exenta de peligros, supongo que son los tiempos, y las circunstancias...

   En cuanto a la temeridad...se va perdiendo, si, llega el pavo, los complejos, y la cobardía, y no lo digo en mi caso, lo digo en general, porque cuando crecemos, nos volvemos cobardes, sin más, y el que diga lo contrario..MIENTE.

  Al menos, mi infancia aventurera...esa...ya no me la quita nadie.
      

         
      

     

     

    

miércoles, 25 de julio de 2012

Mariposas en el estómago.

                                                   CASOS

       
  Tengo mariposas en el estómago...es mi primera entrada de blog y hasta ahora, ni siquiera se me había ocurrido la idea de hacerme uno...siempre he acostumbrado a utilizar las redes sociales para comentar, o publicar pensamientos, ocurrencias, en definitiva, tonterias, casos y cosas para pasar el rato...Pero, se que aquí, me puedo sentir mas en libertad...Aunque no tengo ni idea de estilos literarios ni de reglas ortográficas...creo que eso da igual...siempre que uno sea coherente...

  Y quería estrenar mi blog con un recuerdo...o mejor dicho...con un libro.

  Mi primer libro "vivido".Un libro que encontré por casualidad en la casa de una clienta para la que trabajaba entonces...yo tendría unos 18 años.Mientras esperaba a la mujer para peinarla, reparé en el...me llamó la atención como unos ojos fríos observaban de frente en la portada...y me pareció entonces una portada de lo más propicia para su título..."A SANGRE FRÍA"..de Truman Capote.



                                         



  Le pedí a la buena señora, que me lo prestara, y ésta accedió muy amablemente. Tardé un año en devolvérselo, pues me quedé tan pillada que no quería desprenderme de él. Cuando se lo devolví, la anciana, no se enfadó, me sonrió y me dijo "No me hubiera extrañado perderlo..es un libro de esos que no se devuelven". Yo regresé a mi casa cabreada conmigo misma, llamándome tonta todo el camino...pero ya se sabe..cosas de la conciencia...

    Bueno, en cuanto al libro, narra una terrible historia...la historia de un múltiple asesinato...el de una familia de cuatro miembros, el padre, la madre, y sus dos hijos, dos adolescentes, un chico y una chica.Unos asesinatos que consternaron a la feliz América de finales de los años cincuenta y principios de los sesenta.

   Pero la historia, para mí fué lo de menos, a mí lo que me fascinó, fué la manera en que fué concebida y escrita...

   Truman Capote  llegó a Holcomb (Texas) con su amiga Harper Lee, decidido a realizar una especie de crónica para un periódico...(o por lo menos eso es lo que ponía como excusa, cuando los buenos vecinos de ese pueblecito se impacientaban con sus preguntas)...El hecho, es que la personalidad atormentada y valiente de éste escritor, no encajó bien en el día a día de aquel, hasta entonces apacible lugar. A base de paciencia y buscar a las personas adecuadas, consiguió de primera mano, información muy valiosa, de testimonios como los del novio de la chica asesinada, los amigos del hermano,los trabajadores del padre y las vecinas de la madre...cada pequeña anécdota, formaba parte de la libretilla de anotaciones del escritor, que en conjunto, fueron dando forma real y muy verídica, a las personalidades de las víctimas...Por ejemplo, acabó sabiendo de la corpulencia y buena disposición del cabeza de familia, de las jaquecas y depresiones por las que pasaba la esposa, que el hijo era un muchacho sanote y despreocupado, y que la hija era una chica perfecta y con un gran sentido de la responsabilidad. Acabó sabiendo, como era una rutina diaria en la vida de esta familia, sus costumbres, y la forma en que se relacionaban con su entorno y lo más importante...consiguió reconstruir minuciosamente el último día de sus vidas.

   Pero todavía le quedaría lo más importante, y seguro, lo que más deseaba...conocer a los asesinos.

   Recuerdo que los visitó en la cárcel, recuerdo que eran dos, uno alto y fuerte,el otro bajito y cojo, que se llamaba Perry, con éste hizo una gran amistad. La  habilidad y insistencia de Capote, a base de inmumerables visitas, hizo que éste último, le hablase...más de la cuenta...

    A éstas alturas, ya el desenlace para mí es lo de menos, ha pasado el tiempo, y volví a leerla no hace  mucho. Las sensaciones que tuve, fueron las mismas que entonces. En mi humilde opinión, más que la historia, lo que hace que ésta obra maestra valga su peso en oro, es la cercanía...cómo Capote, nos acerca a unos hechos contados de manera minuciosa y al detalle, fruto más de una labor de investigación titánica que de su imaginación, una crónica contada casi en tiempo real donde más que lectora  una se siente "espectadora" de los escenarios y personajes hiperrealistas dignos de un cuadro de Antonio Lopez.
El primer reportaje de investigación de la Historia que tuvo una repercusión inmediata en una América que no volvió a ser la misma después de esos asesinatos...

   A Capote, por lo que he leído no le dieron premio ni reconocimiento alguno por el libro, suele pasar.

   En cuando al libro, volvió a mí de nuevo, su dueña, me lo dejó como recuerdo antes de morir, como un gran recuerdo que guardé con mucho mucho cariño.